miércoles, 19 de octubre de 2016

Me iré a California y seré.


Porque esperaba, con magnificencias
casi inagotables, saciar tu rostro
cuando reposó una vez contra el mío
en infinita suposición.

Por ti, para que tú un día llegaras…Raine María Rilke.


¿Cómo iba eso de ser?
Ser libre, ser feliz, ser amado,
ser rico, ser zurdo, ser este o aquel;
ser otro.

Ser tú, ser yo, ser propio y extraño,
ser caos, ser torrente, ser fluvial,
ser peatón, ser automático, ser transeúnte,
ser transparente, ser combustible, ser aéreo,
ser cotilla, ser día, ser perro negro,
ser duro, ser blando, ser –usted que es, pregunte.

Ser soldado, ser vago, ser ambiguo,
ser evitado, ser villano, ser navajero…

Ser un poeta que se busca palabras
que le ocurrieron ayer
y que dejó en sus bolsillos,
sabiendo que iba a dormir
con una mujer que busca el oro 
de la eternidad suprema
de aquellos veranos en California.

Se hombre, se bueno, se breve,
se hijo y hermano. Se tuyo,
se mío, se grande, se brillante
y logra hacer que sean orgullosos…
se el habitante más uno
del día cero:

Está lejos del tiempo;
pero atado al reloj
con tiras de fotografías cortadas, muy fino.
Se desmorona en la alfombra
donde mi cuerpo apagado manchaba de sangre.
Sentí helarme en las manos
de los retratistas;
con las migas del pavimento
entre mis labios y dientes
¿acaso me vi?

Puedo suponer como fue;
antes he ido al teatro,
antes he visto el cine,
antes he comprado
mis revistas en el cementerio…

Ser el norte del sur
cuando estoy en el sur
y ser el sur del norte
cuando estoy en el norte.

Ser que se ha puesto
entre los carriles de las avenidas
y que nombraba el ardor
que sucedía ante sus ojos;
sin un solo testigo que enmudeciera con él.
Abrió la lata de los tiburones
y gritó
como si hubieran pasado mil años
desde la última vez
que hubiera follado con alguien.

Por eso pregunto
¿cómo iba eso de ser?

Bajo la luz denunciante
de todos mis años mojados en lluvia
-al día de hoy,
lo que realmente me importa
no es cuestión de locura o cordura.
Es que no soy,
solo puedo decir que seré
lo que tenga que ser.
Omar Alej.

No hay comentarios: