viernes, 8 de julio de 2016

Un acto triste.


“Tampoco le importa que el mundo sea, o el universo, o el cielo o el infierno. Pero le gustaban las mujeres.

Pregúntale al polvo. John  Fante


Estaba pensando que no,
ya no merece la pena escribir
del amor o de la falta de eso
que no está en uno mismo
ni en la humanidad;
pero después he pensado en Lulu
que tiene esas tetas
y que no le importa salir a la calle
y hacerme un streaptease debajo de un puente
estando borrachos…

Despreciaba a la agente
que proclamaba estar loca o extraña;
no creía en simples razones -como ser idiota,
para un diagnostico tan irritante.

Sin embargo al hacerse de noche
me pedía que leyera lo que hubiera escrito
durante su ausencia,
si es que escribir se podía
entre el olor a viejo
y el hambre de cualquier día sin ella.

Después de las diez de la noche -se sabe,
una parte del tiempo es que la nada ha llegado.
Me sube por las piernas como un gato,
me estira los brazos
y coloca mis manos sujetando en sus nalgas.

Su aliento es tan dulce
que cerrando los ojos
he llegado a sentir que estoy en el paraíso
sin mucho que hacer,
desabotonando el calor de un camino desierto,
tal vez a punto de pedir
otra rebanada de pastel de carne.

Cuando hemos terminado de vernos,
quizá porque adivina que algo anda mal conmigo,
repite mis frases
y me pierdo en su voz que se ha ido yendo
durante el susurro de la calle muerta.

No hay nada que hacer,
una palabra no va a romper el tablero;
pero a Lulu le gusta venir y que echemos un polvo.

No sirvo de mucho estando triste
por eso le he dicho que soy el mejor escritor de la tierra
y que voy a hacer perder a toda la humanidad,
cualquier día en el cual no parezca
que ni eso se merece.
Omar Alej.

1 comentario:

Anónimo dijo...


... me gusta por lo triste, esa parte del amor(falta de), ese que parece no está en ningún lado... y no sé si triste, mas bien... como cierto alivio en esa falta de esperanza, en ese abrir los ojos y ver que no, tal vez ni siquiera existe... mmm si está blue... Y justo en ese punto... en el que no se merece ni la mención, aparece Lulu... "salir a la calle y hacerlo debajo de un puente".. y esa actitud fuck it! y el desprecio, a la presunción, a la pretención... se leen días aburridos sin ella, la ausencia con olor a viejo y hambre, es como guardarse en un rincón y hacer nada. sin ganas. Uff, y ese ritual de noche, de gata... se siente el calor. y lo dulce... y siento que es un momento que se queda ahí, que se repite cada vez que a ella le gusta ir y echar un polvo. que se repite cada vez que algo anda mal, un acto triste, pero que abriga, de alguna forma. que despierta algo de ganas para proponerse hacer perder a la humanidad, y me gusta un montón pero un montón eso de que incluso cualquier día que no se lo merezca. Como si se le estuviera premiando por llevarla al fracaso. como si la humanidad tuviera que ganárse ese honor, y no de cualquiera, sino de ti. Del mejor escritor de la tierra. (cool) Bien ahí! Y bien! de verdad bien por eso, me hace recordar que por eso... "Triste está bien para mi"

FloresFer.