viernes, 30 de agosto de 2013

Brújula, para llegar a duda.




No dudes,
habla, seduce,
encanta
e inventa…

Si la novia
que te besa en otros besos
se te ha ido,
cuando la felicidad
venga de nuevo
en otra caja de cereal.

Si al bajar por la ginebra
el bar está cerrado
y encima el guitar manco
tiene la pinta de Lemmy…
Si no llegan a tu puerto
los discos de Battiato.

Si en la súper producción
del día a día
te dan papeles de portero
y hombre rana…

Duda de lo otro,
de ese sitio
en el que nadie se fía
de los pobres.

Sueña contigo,
eres un sueño…
ponte por ausente
en toda fila
y no te formes más
a recibir tu dosis de armonía.

Pierde
y que te roben,
nada importa.

Tu secreto,
esa es la voz
que dice,
para ti,
lo que no sabes…

Si la tierra
alguien la salva,
o nos revienta,
pisa fuerte…
jala aire
y con sonrisa entera
tú te inicias
si es el fin.

Hay de todo en esta puesta
y todo es trama.

Pídete
por reyes
un momento justo
y tres palabras,
para usarlo… vivo en vida.

No te des a las modas
y que la fama se de a ti
como las olas a la orilla,
di impasible.

Ten respeto por los santos,
las iglesias, los drogatas
y las putas…
los borrachos son visión
de visionario,
ellos lo saben.

Usted piense que el ejemplo de Sabina
dijo sin pensar
lo que pensaba,
dale a alguien
lo que el tiempo te dio…
invítale al suspenso de la calma.

Que no vengan con calor a calentarte,
sé caliente
y ten la sangre.

No te agobies con tus culpas
sos culpable;
si por tonto alguna vez
te has perdido
de cinco minutos más
tienes tiempo
o no lo tienes
y acabó.

Si te duele lo celebras,
si está roto lo proteges,
si es muy fuerte haces ingenio…

Si es incierto
no lo dudes
ve hacia ahí.


Omaral.

jueves, 29 de agosto de 2013

Plagio, GIGANTE, de canción de amor.


“Todos los poemas del pasado, del presente y del porvenir,
son episodios o fragmentos de un solo poema infinito,
erigido por todos los poetas del orbe.”

Mary Shelley


Me distraen de ti pasión.

Mis muertos deglutiendo,
su víscera
y mi gusano…

Los que quieren la victoria
sin jugar:
esos vendedores lechuguinos
de semillas y esperanzas.

Las peluqueras
convertidas a activistas
y comprometidas a abolir
las abstenciones.

Los simulacros de varones
que pululan en conciertos de estrabismo
e integración.

Los siniestros de cohetes en mi calle,
la bocina que va a prisa en dirección,
él, marchante que regresa de volver,
las tutelas repartidas entre tres,
ella, la que exime de su culpa su más baja codicia.

Me distraen;
pero tú vienes
y me vengo sobre ti…

Mi venganza
es
contra todo
lo que quiera
que lo quieras
sobre mí.

Tus vecinos,
la jet set,
la biología,
el aprendiz…

El cargador descamisado
que te mira en el mercado
y que te gusta
tanto como yo a él.

Son los jefes de gobierno,
el puritano,
la culpable de esas tetas
qué me dices
-no está mal-…

Son que quieren distraerme
de tu orden
que me ordena libertad;

Pero no te dejas
vives
me regresas
y te ríes
en la cara
del que intenta
separarnos
nada puede
contra ti
mi pasión Negra.

Omaral.

miércoles, 28 de agosto de 2013

El dolor es de antes de dolerte a ti.




Me cuentas que sufres,
que no encuentras la manija de las cosas
para salir y romperte…

Que cuando el deseo,
como un perro,
juega a seguir el rastro de los muertos
la vida viva es algo que ladra a la luna,
mientras en un sollozo
todo un complejo de arterias
te plomiza por dentro.

Desayunas de apetitos pasados o futuros;
pero sin hambre…
llenas de dormir las almohadas
y el sueño anda a rastras persiguiendo vocales.

Suplantas el mito
de las flores marchitas
y estrenas ojeras
que viste en rebajas por televisión.

Sientes que descubres
la traición
en el más leve parpadeo de la memoria,
dices de ceguera
y de una profunda oscuridad
en la que internas llevándote por sombras.

Que te duela
es doloroso
y es, al fin,
una inocente muestra
del secreto compartido con Caín.

Sin embargo,
más allá de lo que digas
y si ayer no viste
que dejaste de mirar
y que aun así
nada hoy se te oculta…

Que ni puta idea
tienes de los cortes que te hacen las hojas en los dedos…
lo que es tener que detenerte
cuando rezas
y abrocharte las cintillas del zapato;

Usted no tiene el peso exacto de nacer como Dios quiso.

La soledad no es ir cayendo
en su mala fama:

Un hilo de vomito
con la dignidad en canal por el suelo,
tus aves y cabello como un otoño,
la risa desafiante en el reflejo
y contra ti…
un silencio indescifrable
tintineando sobre copas.

Que no,
que no es con llanto
que se lloran las ruinas…
la más dócil obediencia
suele ser de fe pagana.

¿De soledad qué sabe
quien puede decir que se ha quedado solo?

Omaral.

martes, 27 de agosto de 2013

Por Julito, luto preso.




Tu muerte
no está muerta…

Me caminas por las aceras
y en el idioma
propio de un patán
me señalas los culos de muchachas
que jamás compartirán contigo navío…
ni nave espacial.

Las estanterías de los libros
respetan tu anonimato
y te roban con palabras
los que saben;
pero no saben decirlo.

Que solvencia en movimiento,
que probable tú imposible,
que gerundio tu presente.

Sea cierto que aun me dueles,
que aun te busco,
que aun temo de morir
y que no te me hayas muerto…cacho cabro.

Me persuaden tus silencios
y corrompo otro lingote de lisonja
para nombrarte coterráneo
de mi propia miseria…

Tu muerte
no está muerta,
ahora somos
-en algún lado-
la vida que querías,
para mí…

Humo y reto
de vivir.

Omaral.

lunes, 26 de agosto de 2013

Negra que me da gracia.

“Tal vez elija mil veces el mal camino,
voy a tener que aprender a vivir
otra vez”
Negrita. Andrés Calamaro 


Gracias por sanar mis partes
y no esperar que sea
solamente una de ellas,
por ir sujeta fuerte
de la fuerza
con la que maldigo
mi derecho a hablar.

Vivías
y aun así
sentí clavar los acertijos
todos y cada uno
en tus pupilas
mientras fabulabas
con el viento
que también las lagrimas
se iban,
al olor de la pimienta…

Yo me ahogaba de neblina
bebiéndome los días lluviosos
en la cama,
murmuraba con rumores
de hipotermia
y rojo enojo,
me partía por en medio
y tú con enfermeros modos
me cortaste de todas las palabras
que aun debía.

Gracias,
porque no sabes terminar
la frase que yo inicio
y así acallas pensamientos
de tortura compartida…
porque en ti me dicen -tan hermoso-
la hermosa manera
en que me siembras,
buena hierba.

Revisitas mis astucias
y me cuentas
que me quedan fechorías
por hacer
y que el ejemplo
es tu espalda inclinada…

Que aunque no esté por ningún lado
siempre hay tiempo
y columpia con su capa,
como una red de espinas.

No haces de
-y lo haces bien-
la más bélica amazona,
ni del más noble cordero.
Te concretas a esa risa
y a ese asedio de gaviotas…
yo me endulzo por ahora,
y no hay modales
que agradezcan
mi volver a lo no ido.

Gracias por oler aun a maple
y por contarme
-mientras vienes-
como arguye un italiano
contra las costas brasileras
que a paso firme va un vasquito
y borra huellas.

Lo que hagas no me importa…
que cocines,
que estés lista,
que no mueras,
que no vayas,
que me lleves,
no me importa;
pero hey
que muchas gracias.

Tú has dispuesto
en mi tu gracia…
al oído me decías
que no había mejores
ni peores formas,
para hacerlo.
Que en el mundo
-aunque mentira-
nadie vence
la sustancia con la que trenzan los sueños.

De que ingrata sociedad
usted y yo…
por lo tanto,
gracias.
Omaral.

viernes, 23 de agosto de 2013

Narciso.


Por la luna es Narciso,
Calígula Y Genghis Khan…
la inconfesa belleza
de las estrellas oxidadas
y los síntomas de dolor
que nos guardan de la buena salud.

De la sangre es el vino,
la pasión,
el sol, el delirio… 
De su ala son las balas,
los colmillos
y jaurías.

Con el humo es el misterio,
las miradas,
los labios tensos,
la brújula y el mapa…
Con su cuerpo
la  física se rompe
y se dan por bucle,
en el paladar,
sensaciones de seda…

En un risco pena el llanto,
sacia el eco su costumbre de jadeos
y un racimo de ilusiones
se deshace en punta oeste:
sin testigos
ni demonios…
ahí sube un sueño raso
y sabotea los caminos a seguir.

Son los conos de la nieve
y jacta Dulce
su adicción al caramelo.
Es de peces cursis en invierno,
una burbuja sin abrir
y abandonada a la deriva
en la champaña.

De lo ajeno viene el canto,
lo corrupto
y la esperanza…
va de faros y recae
como sentencia
en un espejo abierto…
Tiene pacto en el verano,
siembra.

Porque viven
son las vidas
y es vivir que maten.

De muy antes los mañanas,
iniciados
en las fuentes corpulentas
del fracaso de los dioses.
Omaral.




miércoles, 21 de agosto de 2013

El amor es el sueño que despertó a Hamlet.




No fue que me hice viejo antes,
llegué
y había pasado todo.

Me trajeron aquí
y la superficie cubierta,
dejé de mirar
resulté estar de grietas…
un solar sin habitar.

No tenían otro rostro
y uso este;
quiera el cielo
que quieras tú disculparme
por ser o no ser…

Y aquí mientras te veo
por parpados te beso,
y sin querer destruyo
los parques en los que solías jugar
cuando fui un niño
sin aviones.

En mi algo se vino torciendo,
fue algo mucho más fuerte que yo,
algo que querían decir
y que prohibí,
para no dejar de señalar
que ya era grande
y que podía esperarte…

Perdóname si voy violento,
si te doy más de lo que robas,
y si con apenas tocarte
lo que te duele
es que me está doliendo.

Me pides que te cuente el universo,
que descanse de matar
los sueños que me pones dentro;
pero no sabes que cuando atardece
ya es otra luz
con la que exhiben fantasmas.

Nunca me adules porque tenga miedo…
si me ves así no es por cobarde…
dentro de este frasco está lloviendo…
yo lo tirare
cuando en el cristal
la espuma levante.

Es verdad no se mentir;
pero no ocultes la verdad,
no hay tiempo…

Quédate conmigo en un hielo más
y cuando se termine el agua
volverás a ver.
Soy todo lo que está cayendo
y quizá mañana,
cuando el rayo
no se irradie por las radios,
sentiremos que es un sueño otra vez.

Con canciones
que lo canten todo,
lo que dices que será
y lo que no querrías que fuera…

Hacen tienda los muchachos
y en el bar
otra camarera rompe en llanto…
dicen que es deseo y hace mal
yo es que siempre desearía
ser deseado.

En camino hacia la luna
queda el sol
podríamos quedar
y cambiarnos por un tiempo…
poder adivinar
cuál es el tiento
de un escarabajo cuando baja
por el costado de un tren
que va despareciendo.

Discúlpeme tripulación
no vine roto,
me rompí en el viento.


Omaral.

martes, 20 de agosto de 2013

La lluvia fue compuesta por Charly Garcia.


"Siempre que llovió, paró. Say No More es impermeable"
Charly Garcia.


Hoy aun no llueve;
pero la lluvia en sus señales
alarga de los arboles las ramas
y así dialogan entre si
un cuchicheo de crujidos alegres,
verdes y amarillos:

Disimulan su alegría
en coqueteos de susto
con el viento.

Silban por sus poros
a todos los extraños
que uno a una
se persiguen
adivinándose de antes,
en un cumpleaños infantil
de soledad y carne.

Se alistan las antenas,
para el viaje intergaláctico
que proponen los relámpagos  
más jóvenes,
en su astucia de luz
brincan espantadas
las confesiones
a media tarde de domingo…

La lluvia es las iglesias,
el velo liquido de sueño
que me oculta de la risa
que podría provocarle
con un salto entre los charcos.

Migran las moscas
y zancudos,
cavan su cubierta las tortugas
y los peces aletean tardíos
tras los carnavales de las olas…

Se hacen nubes
y los planetas
desorbitan de las ganas
que da al Cristo de la cruz
por mecer,
en su secreto de tierra,
una adivinanza hecha de agua.

Mi corazón brinca ciego
hacia eso que mis manos    
evitan llevarse a la boca
y escucharlo mientras huele.

El barro se conforta
en su estación de espíritus,
hoy hay señales de que llueve.

Omaral.

lunes, 19 de agosto de 2013

El, aun, dueño de la lluvia.


“We ain't got no money, honey, but we got rain.”
Charles Bukowski



Yo ya se
que nadie me sabe.

Que soy todo secuela de cuentos
y no estoy en los libros de historia.
Y mi nombre no es
un estimulo de aire fresco
cuando rueda de la memoria
a la boca.

He caído de pie
en un interludio de espejos
y de tanto imaginarme mi imagen
he sido nombrado invisible
a pesar del olvido…

Ninguna lente me acecha,
ningún horizonte me inventa
y no fui ninguno –tan poco-
de los que por amor
creían que podían
sobrevivirle a la muerte.

Realicé de sueños de polvo
una película vieja
con calles vacías
por las que paso pasando
entre edecanes mayores
y socialistas que juntan
las colillas que tiran
los fumadores marlboro.

Yo solamente,
y no recuerdo la fecha,
me quedé solo en casa
e intensifique las jornadas
de todo lo que daba sombra…

Me atribuí el desprecio
con el que yo despreciaba
toda hechicería
y di indicación
de que se viniera abajo
en mi la esperanza.

Suelo acudir
hasta donde han roto las vías,
me pregunto si vuelven a unirse
y ante mí sin mostrarse
alguien levanta una cerca…

Ando y crujo,
me encorva el misterio
y soy de los gatos
un emisario de rabia…

Los niños me dudan
y soy como ellos,
soy miedo:

Ni la locura me salva
de la compasión del viandante.

Con el regreso a la tarde
voy de camino
y en cada escondite
sube del suelo la noche,
nadie me espera otra vez…

Y en mi descenso hacia mí,
si tengo suerte,
me da ovaciones la lluvia.

Omaral.

viernes, 16 de agosto de 2013

CamboyaLand XIII


“Antes o después de las rosas
ves a través de las cosas.”
Clonazepan y circo.

Andres Calamaro.

***

¿Qué vas a encontrar en la verdad?
¿La verdad?
De existir tal cosa dudo que tu opinión le importe.
***

Era tan bueno
que hasta reconocía tener defectos.
***

Si no sabes encontrar vida en la muerte
y todo tiene que ir a mejor,
para alegrarte,
no planees entonces grandes alegrías,
para vivir.
***

No seas nunca de esa gente
que de tan en serio que se toma
se está construyendo siempre.
***

Escribir es a la vida
lo que el día al sol.
***

Todo concepto
pierde su categoría en la vox populi.
Incluso el silencio se escucha.
***

Busco el antónimo de salvar.
***

La pobreza de la que algunos se valen,
para escribir…
***

No detesto a las personas;
pero desprecio las relaciones que engendran.
***

Algunas palabras no utilices.
Su valor no es su significado,
lo es el uso que alguien más les dio.
***

De donde provengo soy yo
y a mí me dirijo.
***

Cuantas veces la opinión de otros
es la acción de uno.
***

No me importa lo que siento.
Me importa como eso
se hace sentir en mí.
***

Somos memoria pasando…
y también mañana.
***

Una chica era muy guapa,
muy decente e inteligente;
después conocimos a quienes habían sido sus amantes.
***

Corren sin saber que son tan libres
como buena sea la puntería del cazador.
***

Hablan con palabras de otros,
doy fe de su cultura;
pero su estupidez es propia.
***

Un cínico vive sin remordimientos.
Un tonto vive, además, alegre.
***

Mi estilo soy yo.
***

Uno no vale mucho,
lo mismo que el otro.
***

Mis amigos predilectos
son los que no están
entre los que cuento
con los dedos de las manos.
***

No quiero a la mujer que me elige a mí
quiero a la que no eligió a alguien más.
***

Sin ser muy listo
he llegado a la conclusión
de que la estupidez se contagia.
***

Solamente me retracto
de no haber detractado
aun más.
***

Algunas personas
me gustaría que negaran conocerme.
***

Saber la verdad
siempre calumnia.
***

No esperes gratitud de un imbécil
nunca sabrá lo que le ha sido dado.
***

Quien impone su palabra
por su derecho a hablar
no tiene nada que decir.
***

Alguna gente solo vive el momento.
El medio,
para olvidarlos
son ellos mismos.
***

La voz que ha dicho conocerme
será conocida
por su escaso conocimiento.
***

Imitaron tu forma de perseguir,
tu forma de acorralar,
y tu forma de asesinar,
aun así creen poder hacerte daño.
***

La razón es la suma
de toda superstición.
***

La virtud de toda religión
es proporcional a la suma de pecados
de sus feligreses.
***

Un niño que pregunta,
lo que algunos ingenuos llaman inocencia.
***

Se vive para vivir,
a cuenta de lo que hemos vivido
queremos que la vida sea más.
O menos.
***

Nada atenta más
en contra de la nostalgia
que la venganza.
***

Luminoso espectáculo
el de un hombre
perdiéndose en la oscuridad.
***

Reírse de la muerte
más que reír es un ensayo.
***

Todo cuanto plagio
lo he sentido
en consecuencia es mío.
***

La familia no es importante;
pero es sagrada.
***

La literatura
como exorcismo de los propios demonios
es rebajar al diablo a simple mortal.
***

Entiendo.
Si estoy con ellos debo matarlos a ustedes.
Si estoy con ustedes debe matarlos a ellos.
***

La realidad es gorda, hinchada
y con venas.
Es lo que te vibra en el orto.
***

Me piden ser claro
¿Cómo explico entonces
que estoy confundido?
***

Es verdad
yo lo dije;
pero lo has entendido mal.


Omaral.

jueves, 15 de agosto de 2013

Mi Ana Bolena particular.


“Life's a journey not a destination
Amazing, Aerosmith 1993



Ella dijo
aquella vez que sí,
esa afirmación
que en los esclavos se oscurece
si son vistos por la luna
y le preguntan,
con tormentos,
por los planes del mar.

"Avance usted
su majestad
que yo le aguardo"
Ciñó una prenda al rey
y las dos rodillas
sin rencor
se clavaron en el piso
ostentando un nuevo reino.

Y el tiempo
fue cuestión de besos.

Y la luna
es de quien la trabaja.

Y el amor
será de pronto, eternamente.

Abrió su espera
con humanidad y fuerza,
como a un animal salvaje…
dentro, en vida,
probó de los sabores
que la muerte
tenía a través de ella,
para él.

No importaron las islas
que mudaron residencia,
no acotó
la duración de la traición.

No desdijo la mentira
que igual a una margarita
resguardaba entre sus labios
del olvido…

Dio tal
que hasta uno de los locos
que deambulan por la baja
y que aquel día era la noche
le creyó,
porque era cierto en su deseo
que nada más podía desear.

Cruzó
por fuegos,
fue ceniza
y es crujido
cada otoño…

Desde lejos,
muy pendiente
de todo el eco
que duerme en el abismo,
dibujaba con acentos las flores
y los peces…
en un plato de cristal
frágiles dentados serpenteaban
coreografiando amazing.

Sí de un golpe,
de una vez
y por si acaso…
La selva aquí seguía,
la sal aun en el mar salaba,
después de todo el universo se expandía.

Él apareció
con dudas en blanco
sobre una hoja…

Ella le dio sed
y agua.

Sufrió en carne propia
la osadía de sus dichas,
se ajusto los pies
colgando en la orilla de los muelles…
esperó:

“Te he dicho ya que sí,
por favor a nadie cuentes
de esto nada”.

Omaral.

miércoles, 14 de agosto de 2013

Profunda frivolidad.


“El mundo no puede dar alegrías tan grandes
como son las que quita.”
Lord Byron.



Alguien rompió mis ojos,
así es como fue.
Más de una herida
hoy se me anuncia
como una marca profunda del tiempo;
pero el tiempo al ser tiempo
pasó
o nunca pasó.

Hacer me pido
-¡soy bueno!-
e intento
no llorarlo ya…
no más de la cuenta
de aquel cuento
con el final roto.

No necesita el dolor que lo exalte,
ya duele…

Y no es que no esté,
justo aquí,
celebrando
su condición de piraña
y mordiendo
como algodones roídos.

Sin embargo
amainar las angustias
en un soliloquio de gas
a puertas del mundo
ya no es,
para mí,
nada además
de una verdad que es mentira.

¿Por qué habría de contarles
qué me hunde
si en el mismo barco
nos abisma la arena?

En mi frívola forma
hablar de mí
es olvidar que amo también
ser tantos otros…

Mi pecado
tal vez
sea el de afirmar
que además de la nada
también todo existe.

Cierto es que huyo.

Que dicen que tengo miedo
todos esos silencios
que hago evidentes
poniéndoles palabritas;

Pero voy vivo…
demasiado liviano tal vez.
Es así como entiendo.

Vano,
ridículo
e imposible…

Me escondo,
nunca he creído
que yo sea el juego…

Donde pongan cobarde
yo pongo que decir mio
no es propiedad
y es alarde.

Lo llaman imagen,
que no lo que ves.

Impongo que es pánico
y que no lo es a sufrir…
más bien que lo sea
a sentir solamente la parte sensible.

Omar Alejandro Estrada Amavizca.